Toromítico presenta Emily lejos de casa de Lucy Maud Montgomery
Alice Munro, Nobel de Literatura 2013: “Emily Starr es una de las mejores sagas de la literatura canadiense de todos los tiempos”
Lucy Maud Montgomery consideraba a Emily Starr su álter ego y que define como una chica “melancólica pero temperamental, poco amiga de callar ante lo que considera injusto. Muy inteligente y talentosa”.
18/06/2015

Emily lejos de casa es el título de la segunda entrega de la trilogía de Lucy Maud Montgomery sobre el personaje de Emily Starr, a la que consideraba su álter ego y que define como una chica “melancólica pero temperamental, poco amiga de callar ante lo que considera injusto. Muy inteligente y talentosa”. 

“Es una de las mejores series de la literatura canadiense de todos los tiempos”, comenta  Alice Munro, la flamante ganadora del Premio Nobel de Literatura 2013, al definir esta saga de Lucy Maud Montgomery, autora que ejerció tal influencia en su vida que inspiró gran parte de su propia obra. 

De hecho, Alice Munro, escribió un epílogo del primer libro de la saga en 1997 para la Biblioteca Nacional de Canadá y habla de su intensa identificación con Emily respecto a la vida del escritor: “Somos como Emily, que se abalanza sobre las palabras desde la incertidumbre y la alegría, y se entrega mimando cada una de ellas para encajarla de manera exacta y deslumbrante en su lugar. Lo que me importa, finalmente, en este libro, lo que habría de importarme en los libros a partir de ese instante, es saber más sobre la vida de lo que me habían contado, y más de lo que yo nunca podría contar.”

Emily Starr nació con el firme deseo de escribir. Como huérfana en Luna Nueva, escribir le ayudó a afrontar los difíciles tiempos de soledad. Pero ahora que todos sus amigos se van a la escuela secundaria, en las cercanías de Shrewsbury, su severa y chapada a la antigua tía Elizabeth sólo la dejará ir si promete abandonar esa absurda manía de la escritura. 

Finalmente, Emily y su tía llegaran a un acuerdo: asistirá a la escuela secundaria siempre y cuando, durante el tiempo que estudie allí, no escriba nada que no sea verdad. Emily tendrá que dominar sus impulsos y mantenerse fiel a la promesa de no escribir nada ficticio. Aun así, este será el primer paso en su escalada. Una vez en la ciudad, sus peripecias harán zumbar a las malas lenguas. 

Además deberá afrontar la convivencia en Shrewsbury con la tía Ruth, la envidia y problemas que le causa una compañera de clase, averiguar por qué es rechazada como miembro de la asociación literaria y salir airosa de una difícil situación llena de habladurías y venenosas calumnias. 

Pero Emily y sus amigos tienen arrojo; desde Ilse, un proyecto de gran actriz, al gran artista que será Teddy, sin olvidar al pícaro Perry, con todas las cualidades de un brillante abogado. Cuando Emily comienza a publicar sus primeros poemas y a escribir para el periódico de la ciudad, el éxito parece en camino... y con él los primeros rumores de romance. A Emily se le ofrece entonces una oportunidad fabulosa. Ella tendrá que decidir ahora si quiere cambiar su vida para siempre.

Esta obra, al igual que la serie de Ana, la de Tejas Verdes, presenta el mismo formato editorial y está, igualmente, arropado con sugerentes ilustraciones que refuerzan un impecable texto en el que se conjugan los valores de la vida rural y la familia con las cuestiones universales que todos nos planteamos, como la pertenencia a una tierra, el valor de la amistad o la esencia del amor

Lucy Maud Montgomery es una escritora canadiense universalmente conocida por las sagas de Ana Shirley y Emily Starr. Nació en 1874 en Clifton (actualmente New London), una pequeña ciudad de la Isla del Príncipe Eduardo (Canadá). Tras la muerte de su madre, cuando ella contaba menos de dos años de edad, su padre decidió dejarla a cargo de sus abuelos maternos, en Cavendish, para irse a vivir al oeste del país, donde volvió a casarse. 

Completó su formación en el Colegio Príncipe de Gales, en Charlottetown, y entre 1895 y 1896 estudió literatura en la Universidad de Dalhousie, en Halifax, Nueva Escocia. En 1898, tras haber trabajado como maestra en varias escuelas, regresa a Cavendish para cuidar de su abuela, que había quedado viuda. 

Se casó con Ewan Macdonald, un ministro presbiteriano, y se mudó a Ontario, donde su marido se hizo cargo de una iglesia. La pareja tuvo tres hijos: Chester Cameron, Stuart y Hugh Alexander, quien murió al nacer, en 1914. El resto de su obra la escribió fuera de Prince Edward Island, ya que después de su matrimonio nunca regresó en vida. Falleció en Toronto en abril de 1942 y fue enterrada en el cementerio de Cavendish, cerca del lugar en el que creció. 




La editorial
 
Comunicación
Distribución
 
Envío de originales
 
Redes sociales
Todas las editoriales
 
Tienda

Toromítico
Parque Logístico de Córdoba
Ctra. Palma del Río, km 4
C/8, Nave L2, módulos 6 y 7, buzón 3
14005 - Córdoba
(+34) 957 467 081 - FAX: (+34) 957 227 819